martes, diciembre 26, 2017

Esa es una buena pregunta...

"Esa es una buena pregunta...". Esa frase la he escuchado varias veces, sobre todo en presentaciones cuando alguien de los asistentes pegunta y el presentador no sabe la respuesta. ¿Es eso lo que la hace una buena pregunta, que el presentador no conozca la respuesta? No creo, quizás si fuera importante la pregunta entonces la persona que presenta ya conociera la respuesta.

Las buenas preguntas nos ayudan a comprender
El desconocer la respuesta no hace, necesariamente, a una pregunta buena. Para mi una buena pregunta es la que ayuda a entender o explicar mejor algún tema. Si la pregunta no aporta información relevante al tema entonces no es buena, independientemente de que se conozca su respuesta.

A veces no tenemos respuesta para las buenas preguntas y nos hacen darnos cuenta de lo que no sabemos del tema. Saber lo que no sabemos es importante y por eso muchas de las preguntas para las que no tenemos una respuesta son buenas; pero no son buenas porque no tengamos la respuesta. Sino porque nos hace conocer más del tema, que hay otras cosas por descubrir.

Dejemos de usar la frase: "Esa es una buena pregunta..." si es solo porque no conocemos la respuesta porque eso promueve preguntas para escenarios muy específicos que no aportan mucho al tema en general. Puede haber una pregunta donde la respuesta parece obvia y aclara algo que quizás puede ser ambiguo, esa puede ser una buena pregunta; pero si andamos buscando preguntas que nadie sabría la respuesta, solo porque esas son las "buenas" podemos perdernos de comprender mejor el tema.

Las buenas preguntas son las que nos ayudan a comprender.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario