lunes, septiembre 30, 2019

Comentar lo bueno

La intensión de que alguien más revise mi trabajo es poder encontrar posibles errores o revisar que haya tomado en cuenta detalles importantes. Se puede aprender cuando alguien más revisa lo que haces.

Los code reviews es un ejemplo de eso, se revisa el código y se ve qué es lo que se puede mejorar, se critica el estilo y la manera en la que se implementó la solución en el código. Los comentarios en la revisión del código ayudan a darme cuenta de lo que hice mal o de lo que pude haber hecho mejor y me hace crecer porque la siguiente vez que implemente algo similar sabré a que (otras) cosas debo poner atención, en base a esos comentarios.

También revisar el código de alguien más, con la intención de encontrar oportunidades de mejora, me ayuda a mí. No solamente le ayuda a quien escribió el código, también me ayuda a mí porque soy consciente de esos detalles que quizás no los hubiera visto si no hubiera revisado el código con la única intención de buscar mejoras. Después, cuando programe algo similar, puedo recordar esos comentarios que hice al código de alguien más y mejorar el código que yo mismo escribo, tomando en cuenta eso que comenté en la revisión.


Pero no solo es importante comentar las oportunidades de mejora, también es bueno comentar lo bueno de lo que se está revisando. Los comentarios buenos, que no recomiendan una mejora, sino que simplemente resaltan lo se hizo bien, ayudan a motivarme para hacer un buen trabajo. No solo busco que mi código se vea bien para que no me comenten como mejorarlo, ahora también me motivo a dar un extra porque sé que el equipo lo va a apreciar. Van a notar esos detalles extras, ese plus.

A veces puedo enfocarme en revisar que todo esté bien, comentar esas posibles mejoras y sentir que ya terminé la revisión; pero me doy cuenta que así como busco lo que se puede mejorar debo también buscar lo que quedó bien y también comentarlo. Cuando encuentre lo bueno y lo malo entonces ya puedo decir que terminé mi revisión. Claro que no se trata de siempre comentar, solo cuando se amerite. Si todos los comentarios son buenos, se pueden volver irrelevantes. La idea aquí es que, al revisar, debo poner atención a lo bueno también, así como lo hago con los posibles errores u oportunidades de mejora.

domingo, septiembre 22, 2019

Trabajando remoto. ¿Desde casa u oficina?

Casi toda mi carrera de programador o ingeniero de software la he realizado de manera remota, aunque ha habido temporadas en las que sí estuve trabajando desde una oficina como parte de un equipo; pero la mayoría del tiempo lo he trabajado desde casa.

Actualmente a veces voy a la oficina y trabajo un turno completo desde allí, otras veces lo hago desde casa; pero siempre de manera remota, el resto de las personas trabajando en los proyectos están en otra parte. No es lo mismo trabajar de manera remota o a distancia que trabajar desde casa.



Una diferencia es el tiempo que estás disponible para trabajar, cuando voy a la oficina y allá dejo el equipo (la laptop y cuaderno con notas) no puedo seguir trabajando cuando ya llegué a la casa, lo mismo pasa a la mañana siguiente. Ha pasado que me piden algunos cambios rápidos y debo esperar a llegar a la oficina para atenderlos. Esta es la principal diferencia, cuando estoy desde casa siento que tengo todo el día para terminar mis tareas y me la llevo tranquilo haciendo que pase más tiempo en el trabajo. Cuando estoy en la oficina trato de trabajar más rápido, casi sin darme cuenta lo hago. Me imagino que es porque sé que no tengo todo el día y que en unas horas debo irme a casa.

Otra diferencia son las interrupciones, aunque en la oficina también pasan, son distintas; como el resto de las personas en la oficina conmigo no están trabajando en el mismo proyecto, se puede llegar a sentir un poco como distracciones, más que las que ocurren en casa. Puede ser por lo mismo de que en la oficina siento el tiempo más limitado.

El traslado es otra característica, aun estando remoto hay traslado si voy a una oficina a "remotear". Como que aquí no tiene mucho sentido ser remoto si de todos modos me estoy trasladando a una oficina. Algunas veces me gusta porque aprovecho para escuchar música o algún podcast, disfruto manejar (si trabajo muchos días desde casa, casi no manejo). Por otro lado es agradable la semana que me quedo en casa y veo que no gasté en gasolina esa semana.

Me gusta la sensación de ir a la oficina y terminar todo a tiempo para poder irme a casa y ya no pensar en el trabajo; pero también extraño estar en casa todo el día, estar con la familia desde temprano aunque esté trabajando incluso hasta un poco más tarde.

La idea de la oficina fue tener un equipo y trabajar juntos; pero al equipo también le gusta trabajar remoto y a veces es más fácil revisar código viendo la pantalla de la otra persona compartiéndola y hablando con un headset usando herrarmientas como Slack, Zoom, Skype, etc. la otra persona y yo estamos viendo la pantalla de frente, cuando estamos en persona hay más distracciones y alguien ve la pantalla de lado.

Empiezo a dudar si es buena idea tener una oficina para equipos de desarrollo de software.